viernes, 16 de octubre de 2009

¿Podemos imitar a Bielsa en San Antonio?


La histórica clasificación del equipo chileno al Mundial de Sudáfrica 2010 ha dejado en el ambiente una serie de lecciones que se deben tomar en cuenta.

Por una parte se ha analizado el cambio de mentalidad del futbolista nacional, que de una dejo atrás las tácticas “ratonas” que nos hacían abrazarnos por cada empate conseguido en el extranjero.

El equipo nacional demostró que se puede salir a ganar en cualquier cancha del mundo y ante cualquier rival. De ahí se ha aprendido que las opciones de ganar aumentan por sobre la “técnica del murciélago”.

No nos vamos a olvidar ahora de los empates conseguidos a través de acciones magistrales de arqueros en una jornada inspirada, o en algún cabezazo logrado con suerte o en un zapatazo de último recurso.

En segundo lugar, con este proceso quedó de manifiesto que el trabajo ordenado y metódico rinde frutos ¿Por qué ahora los jugadores le responden al DT? ¿Porque le creen?

El título de esta crónica dice relación con el ejemplo que el técnico argentino Marcelo Bielsa implantó en el medio nacional, gracias a la clasificación mundialista, de paso rompiendo varias marcas en la historia del balompié criollo.

A saber, mayor número de victorias en una eliminatoria, mayor cantidad de puntos que logran un segundo lugar en la tabla de posiciones, mayor número de triunfos como visitantes, mayor cantidad de goles anotados y un largo etc.

No se trata de sumarnos aquí a las ridículas listas para beatificar a Bielsa, candidatearlo a la Presidenta de la República o darle la nacionalidad por gracia.

Se trata de analizar con personas encargadas de la formación de las futuras generaciones de futbolistas de San Antonio, si el ejemplo del trasandino actúa como un agente motivador de los bisoños deportistas.

Partamos por guardar las debidas proporciones. No somos ilusos como para no darnos cuenta de las diferencias del trabajo que puede desarrollar Bielsa con el que pueden hacer los profes locales. No es por capacidad, sino meramente por un aspecto de recursos. Las ganas y el empeño por hacer las cosas bien aquí sobran.

Gran ejemplo

Para el entrenador de la escuela de fútbol Paso a Paso, Renato Toloza, la labor realizada por la selección es un tremendo ejemplo para los niños. “Ellos han visto que se pueden lograr las cosas, que con disciplina y esfuerzo se puede ir a un Mundial. Imagínate lo que es para estos niños que por primera vez verán una Copa del Mundo con Chile participando. Marcelo Bielsa logró el mejor rendimiento de los jugadores y eso los ayudó en su maduración, que les será muy útil porque lo podrán aplicar en sus clubes”, señaló.

La escuela de fútbol Paso a Paso se encarga de entregar los fundamentos básicos a los pequeños de entre 4 y 13 años que se quieran iniciar en esto del fútbol. “Es una escuela para aprender este deporte –explica Toloza- no como se trabaja en los clubes sino en un aspecto más recreativo. Y ha sido muy bueno, porque junto con Erick Contreras, hemos desarrollado un trabajo que ha sido apreciado por los apoderados de la escuela”.

Ahora con la gran actuación del sanantonino Humberto Suazo, los niños ven que se puede llegar alto. Toloza dice que “con lo hecho en la selección queda en claro que se pueden cumplir los sueños. Nos preocupamos de eso, de fomentar la superación en los niños y si hay alguno que tenga como sueño llegar a un club profesional, podemos hacer un trabajo coordinado con los padres y llevarlos a probarse a una institución grande. Porque yo tuve el sueño de ser futbolista profesional y por diversas razones no lo cumplí, pero me estoy desarrollando como profesor de educación física, entonces creo que es valioso darle una oportunidad a los niños que puedan tener condiciones para surgir”.

“Creo que el trabajo de Bielsa no se debe perder y ojalá se pueda capitalizar en las generaciones nuevas”,dijo.

Faltan recursos

Una persona que tiene amplia experiencia en el trabajo con menores es el entrenador Víctor Hugo González. ¿Cuántas generaciones de futbolistas han pasado por su dirección?

Hoy esta a cargo de la escuela de fútbol de Anfa, gracias a un proyecto financiado por Chiledeportes y que también cuenta con el apoyo de la Asociación de San Antonio.

Cada lunes y jueves, desde las 16 horas, se realiza un interesante trabajo formativo y recreativo en el pasto del estadio Olegario Henríquez. Son niños de entre 10 y 15 años de edad, que manejan bastantes conceptos de fútbol, y que tienen la esperanza de ser alguien en este deporte.

González es una voz autorizada para hablar del tema.

“Es indudable que la gestión realizada por Marcelo Bielsa es un ejemplo a seguir. El dio muestras de hacer un trabajo serio que puede servir de motivación para los jóvenes, pero hay que hacer una salvedad en este punto y que es la permanente falta de recursos para hacer un trabajo adecuado en San Antonio. Se podría obtener muchos más Chupetes Suazo aquí, pero uno se encuentra con la falta de infraestructura. Sólo hay que pensar que el estadio Municipal cuenta con la infraestructura básica para hacer una labor adecuada, y hoy nos encontramos que está sobrecargado por la gran cantidad de actividades deportivas que se realiza”.

Agrega que “uno cuando trabaja con niños debe preocuparse de diversos aspectos que tienen que ver con la formación. Y uno de ellos es la higiene. Aquí a veces no existen ni siquiera canchas de pasto para entrenar, para qué vamos a hablar de camarines. Entonces uno a veces se encuentra que los niños no se pueden duchar y tienen que irse a su casa arriesgándose a enfermarse en

cualquier momento”.

“En San Antonio hay varias escuelas de fútbol y se hace un trabajo a conciencia, sólo con esfuerzo. Bielsa logró resultados, pero fíjate que cuando llegó le remodelaron completamente Juan Pinto Durán, él lo pidió y se lo cumplieron. Hay que partir de la base que con recursos se pueden obtener buenos resultados”, indicó el DT.

La senda de Chupete

El actual entrenador de San Antonio Unido, Guillermo Pérez (En la foto a la derecha), comenzó ayer con su escuela de fútbol, donde junto a Carlos Bustos, Alfredo Díaz, Angel Ahumada, Freddy Bascur y Juan Meza, desarrolla un trabajo formativo multidisciplinario.

Por lo mismo, siguió con sumo interés el proceso de la selección nacional. “Quedó de manifiesto que Marcelo Bielsa hizo un trabajo profesional digno de imitar. Los niños han aprendido que con perseverancia, personalidad se logran las metas. Además es valiosa la labor de Humberto Suazo, que dejó la imagen de perseverancia de un sanantonino que ha luchado por salir adelante”.

“Hoy en las escuelas de fútbol todos tienen la ilusión de llegar a ser profesionales, unos tienen más condiciones que otros, pero hay referentes como Suazo y José Luis Cabión, que están en lo más alto como profesionales. Ellos son de aquí, al igual que nuestros niños, y ahora son referencias que se pueden seguir”.

Para el DT lila, el cambio de mentalidad en los jugadores de la Roja fue clave, lo mismo que se puede inculcar desde pequeños a los integrantes de su escuela. “El grupo demostró disciplina y apego al orden táctico impuesto por Bielsa. ¿Farándula? Siempre esta pero ahí se ve el manejo de un técnico por sobre el plantel. Los jugadores estaban convencidos que iban a clasificar al Mundial y lo lograron”.

“Estoy confiado que en Sudáfrica Chile saldrá a ganar y obtendrá triunfos importantes. Ahora todos los equipos quieren jugar con las selecciones clasificadas al Mundial y esa es la gracia de que Chile ahora esté entre los mejores”, aseveró.

Con los más chicos

La academia de fútbol de Claudio Berríos funciona cada sábado desde las 11 horas en las canchas sintéticas del club Huracán. Con un promedio de 21 niños, el ex arquero profesional busca traspasar sus experiencias a menores con condiciones para el balón.

Por ser una persona que conoció de cerca el mundo del fútbol profesional, Berríos se mantuvo atento a todos los partidos de la selección nacional y disfrutó al igual que todos nosotros con el paso de Chile al Mundial.

Pero guarda las proporciones al analizar si el trabajo de Marcelo Bielsa sirve de ejemplo para el medio sanantonino. “Aquí hay muchas carencias, fíjate que a veces uno no sabe si los niños que practican deporte han tomado desayuno. Uno quisiera tenerles siempre un yogurt y una fruta para comenzar a trabajar, pero hay familias que ni cuentan con los recursos para ello y los medios que uno genera junto a los apoderados deben ser destinados al pago de cancha y otros insumos”.

“Como arquero crecí admirando a Roberto Rojas. Hoy los niños tienen como referencia a Humberto Suazo que es de aquí. Es una motivación extra que tienen, el de llegar a ser un día como él. Así como él llegó al fútbol profesional, ojalá salgan otros”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.

Buscar este blog